Disquito de musica.com

Golondrinas negras

Blaze (España)

LETRA

Te escribo sin saber si piensas en mi todavía,
Si el tiempo ya hizo efecto en el borreo de tu memoria.
Mi historia tirada que nací dos veces en Madrid,
Cuando vine al mundo, cuando tu mundo vino a mi.
Aún te siento aquí, sí, pero te miro y no estás,
Como odio echarte de menos cuando ya te echaba de más.
Cuando vuelves y te vas en un suspiro,
Y en el momento más inoportuno te respiro.
Y me embriago de tu ausencia y borracho te grito 'vuelve',
Pero el viento, mi aliado, así ese vuelco me devuelve.
Y este perro que ni ladra, ni muerde, ni va, ni vuelve,
Sólo espera por su dueña en la carretera que no llega.
( Y ) Me duermo imaginándote a mi lado,
Tantas veces queriendo olvidarte a ti
Y es de mi de quién me he olvidado.
Soñábamos ser casa pero me han desalojado,
Y aún me duele la saliva de los besos que nunca te he dado.
Te escribo el canto más triste que me permito,
Es mi forma de decir 'te necesito', bien lo sabes.
No hay mitades más complementaria que nosotros dos,
Ojalá pudiese rapear mirándote a los ojos.
Me consuelo con tus fotos, mi futuro alternativo,
Donde yo no estaba solo y tu despertabas conmigo.
Con mis dedos recorriendo tu piel dejando huella,
¿Quién cojones quiere el cielo teniéndote a ti de estrella?

Pero la realidad mella y me devuelve a mi lugar,
Tengo una herida en el pecho que no sé si quiero curar,
Porque sería olvidarme, aceptar que nunca volveremos a estar juntos
Y antes muertos que vestirnos de difuntos.
Amor, guardo el calor de las caricias que me debes en un tarro,
Junto con las cenizas que nunca barro.
Estoy jugando una partida de ajedrez contra mis ruinas
Donde prefiero morir a sacrificarte, reina.

Ginebra, codeina y anestesia,
Es todo lo que tengo hasta que vuelva mi Anastasia.
- - - dolor extasía y del tuyo mi firme esclavo,
Enterré mi club pero en mis manos aún se ven tus clavos.
Y me lavo la conciencia diciendo 'no fue mi culpa',
Fue más fácil separarnos que darnos una disculpa.
Y demás turbio no fue el tiempo que nos dimos,
Sino el tiempo que estamos perdiendo,
Sabes que aún te sangro y que tu me sigues doliendo aquí dentro.
Eramos diosa y templo, me escuerzo en los fragmentos
De mis sueños rotos que antes eran nuestros.
Tengo mil defectos y tan sólo una p*** virtud,
Que era quererte por todos cuando no te querías ni tú.
Y esta sombra roja a luz, a bocajarro,
Decidimos ser eternos antes de imprimir cigarro.
Y me agarro a nuestra locura justificando el pasado,
Ya que el amor de verdad jamás nos dura demasiado.
Y está claro que, soñar contigo sin ti me resulta duro,
Casi tanto como hablar en pasado de mi futuro.
Es tan oscuro sin ti lo que tengo enfrente,
Triste como un suspiro si me olvido que lo aliente.
Es evidente que somos el 'para siempre',
De esta 'nunca' y 'algún día'.
Volveremos a estar juntos de verdad o de memoria.
Y si me voy a ver sin ti mejor romperte a los espejos,
Nunca estuve tan dentro de nadie y a la vez tan lejos.

Y no dejo de pensar y de pensarte,
Vuelve el invierno y lloro en un cuaderno que echa de menos besarte.
Pienso en tocarte, erizarte el alma y la piel,
Cuando de pronto de miro y... Te veo besándole a él.