Javier Ruibal

LETRA

Ven, amor, que beberemos
de la médula del día
a sorbos largos y lentos
para tomar alimento
de lo que hoy nos dé la vida.

Ven con toda la esperanza
que nos empuja al encuentro
y, a tu paso decidido,
ven a sembrar el camino
con todos los besos nuevos.

Ven contra la soledad,
ven contra el mal pensamiento,
ven a favor de los vientos
que nos traerán la verdad.
Ven, amor, contra la espera.
Ven, compañera, al amor
al amor, al amor...

Ven, pon tu mano en el vientre
parturiento de la tierra,
que algo nuevo está naciendo
y es el hombre de este tiempo
que apenas se despereza.

Ven a reclamar mi mano,
molde justo de tu pecho,
y a esperar todas las lunas
compartiendo la ternura
con el deseo y el verso.