LA PALABRA EXACTA

Pekado

Bienvenido a este mundo, fuiste escogido entre millones de almas, espero que disfrutes, y vivas en calma.
Será divertido, y si no, y aunque no hayas elegido, el destino tiene un plan, para todo ser nacido.
El mío, fue caminar sin rumbo dando todo en mis comienzos, y en los años de mi adolescencia aprendí el arte del engaño, y me di cuenta que una palabra podía ser el más duro de los daños.
Te Quiero, cuando coincidimos en ese instante, en el que nuestros cuerpos, fueron simples acompañantes.
Para nuestro ser, cuando la palabra fiel, adquirió sentido, y pude ver el primer motivo para estar vivo.
Porque estaba solo ante la inmensidad de la ciudad no sabía por dónde andar, quise caminar contigo.
Porque solo yo soy dueño de lo que digo, y rehén de todo lo que persigo.
Perdóname, cuando sucumbí a la tentación infame, y deje atrás los sentimientos implacables.
En esta cárcel de piel, el tacto fue cruel conmigo mismo, y me sentí una simple pieza dentro de este mecanismo.
Que nos invade, donde creemos ser los jefes, tener la clave, donde la llave que se oculta en nosotros.
Abrirá la misma puerta, allá hacia la mansión donde descansan las almas muertas.
Despierta, olvida a quienes nos gobierna, aquí solo importa tu existencia.
No pidas clemencia, en un mundo de demencia, donde todos unidos claman por la independencia.
Y estas solo, asúmelo, este es tu aire, consúmelo, toma tu tiempo y disfrútalo,
Huye del escualo, es un traidor, porque entonces tu castigo, serás ser solo el único dolor del látigo que vive contigo.
Olvídame, cuando experimente la ineficacia de nuestros genes, para hacernos compatibles, y duele.
Otros soñaron con un mundo libre, tuvieron fe, tu solo crees en lo tangible, porque solo ves catástrofes.
Investigue los eslabones que nos unen, vi nuestro origen inmune ante el miedo que nos consume.
Hoy se huele su perfume, su aroma nos confunde, se que es difícil no quedar impune.
Porque, mientras mis ojos se humedecen, mi alma se entristece, la vida decide tus jueces.
Hasta que obedeces, la fe, solo es el tiempo que tarda la muerte en hacerte enloquecer.
Yo te vi crecer, te acompañe por estas calles, te explique el bien el mal con todo lujo de detalles.
Te desee suerte, hoy jamás podré volver a verte, porque solo él pudo convencerte.

La palabra exacta, el arte de expresar tus sentimientos, porque solo en un instante, se decide el cuento.
La palabra exacta, es más veloz que tus precisos movimientos, la única que no consigue llevarse el viento.
La palabra exacta, es la que pronuncias con un nudo en la garganta, el último aliento, para el cual tu cuerpo aguanta.
La palabra exacta, es tu existencia pronunciable, en sentirte un dios con la palabra incensurable.
fuente: musica.com

Pekado

Ficha de la Canción

Título:
LA PALABRA EXACTA

Grupo/Cantante:
PEKADO

Letra añadida por:
baske

Valora la calidad de la letra

Compartir Letra

compartir en facebook
compartir en google plus
compartir en twitter

Enviar la letra 'La Palabra Exacta' por email

Imprimir la letra 'La Palabra Exacta' de Pekado

ir a arriba