Disquito de musica.com

Nuestros demonios (Demo) - Letra

FiloNúmero13

Añadir a Favoritas

LETRA 'NUESTROS DEMONIOS (DEMO)'

(Coro)

Somos nuestros demonios, atrapados en la piel, escondidos
entre miel, pero amargos como hiel, somos humanos al fin

Somos nuestros demonios, atrapados en la piel, escondidos
entre miel, pero amargos como hiel, somos principio del fin

Dora se llamaba y a solas ella lloraba
Ya su vida empeoraba y hasta se creía nada
Por el mundo pisoteada
Cada que esto señalaba, la justicia se burlaba
Y nunca pasaba nada
No mereció pasar, por lo que pasó aquel día
Un tipo le sonreía y una mano le tendía

Cuando estuviеron solos despertó su hipocresía
Esе día conoció el demonio que él escondía
Se cansó de luchar
En serio no aguantó más
Con valentía o pa' escaparse ella dejó de respirar
Se quitó la vida, para por fin descansar

Fue ese prejuicio social de la
marca de violación que tenía que cargar

Ella voló, de sus problemas escapó,
el demonio dentro de ella la partida le ganó

(Coro)

Somos nuestros demonios, atrapados en la piel, escondidos
entre miel, pero amargos como la hiel, somos humanos al fin

Somos nuestros demonios, atrapados en la piel, escondidos
entre miel, pero amargos como la hiel, somos principio del
fin ¡AH!

Carlos tiene familia, un hijo que lo adora
Dice que es un súper héroe haciendo el bien a todas horas
Pero hay cosas que él ignora
Su padre hace cosas raras

Las voces en su cabeza gritaban que las violara
La culpa ya no le pesa, solo sería otra más
Y luego volver a casa como todo un buen papá
En la mañana se levanta bien temprano a trabajar
Los domingos va a la iglesia para pecados expiar

Es lo que se considera un ciudadano ejemplar
Su conciencia lo maltrata y tiene algo que contar
Pero Carlos está mal de la cabeza
No le pueden hacer nada por su trabajo y riqueza
Estos casos los archivan pues quien paga abre la brecha
Colombia Estado Social: ¡eso es pura letra muerta!

(Coro)

Somos nuestros demonios, atrapados en la piel, escondidos
entre miel, pero amargos como la hiel, somos humanos al fin

Somos nuestros demonios, atrapados en la piel, escondidos
entre miel, pero amargos como la hiel, somos principio del fin

El pequeño Juan Roberto, se cree que ya es experto
Consiguió por fin un arma, cree que le da respeto
Lo escuchó durante años, los grandes fueron su ejemplo
Ya no puede enderezarse pues desde ayer está muerto
Una víctima iba armada, situación que no contaba
Se dio cuenta ya muy tarde, cuando vio se desangraba

Cayó al piso y comprendió, que eligió mal su camino
Ya sin poder hacer nada, su vida estaba en un hilo
Que impotencia, que desastre, pues lo tiene merecido
Sentenciaban en la calle los chismosos aturdidos
Somos, nuestros demonios y al infierno bienvenido

(Coro)

Somos nuestros demonios, atrapados en la piel, escondidos
entre miel, pero amargos como la hiel, somos humanos al fin

Somos nuestros demonios, atrapados en la piel, escondidos
entre miel, pero amargos como la hiel, somos principio del fin