LOS CIRROSTRATOS

Menuda Coincidencia

Letra de la canción

I
Preguntan por mis pasos
y se olvidan de los suyos.
Ideología multiusos.
Riquísima en lacayos.
Menos de tres ensayos
y ya se andan poniendo buzos.
Quieren props pa' sus farfullos;
claro, a base de chingazos.

Lo curioso de todo esto
es que la cantidad de discos
que han escuchado —o visto—,
no es pa' ponernos carnavalescos.
Mandarlos por los chescos
es en lo que ahora insisto,
antes de que lluevan riscos
como, del cielo, amable gesto.

Hip-hop es mi nombre;
que no se te olvide.
Grave y libre es mi timbre;
pensado pa'l desacomode
de tu imaginario, pa'l apode
ingenioso de la urdimbre
en que creías todo coincide
y adquiere estatus y renombre.

Pueden llenarse la boca
de Kool Herc y de Bambaataa,
de «yo, yo, muthafacka!»,
de una lista grandototota
de referencias, que denota
la siempre noble, pero naca
ansia de afirmación barata,
para sentir que Dios los toca.

La información, por sí misma,
no es ni albañil ni arquitecto;
es feligrés que paga diezmo,
igual que una verdad invicta.
No soy yo quien lo dicta:
claro está que no es lo mesmo
un tono circunspecto
que uno creativo y con carisma.

Hacer las cosas de corazón
no justifica un genérico rapear;
ni la necesidad de pan,
a lo invaluable, ponerle valor.
Eso sí es hardcore;
no mama*** de si «soy el number one»,
o que si «estoy pa' representar»,
que si «los elementos», que si «la unión».

Las culturas se secan
en la medida en que se estereotipan.
Si éstas se plastifican,
es normal que dudas quepan.
Yo dudo que no lo sepan;
pero, si sí, ¿porqué claudican?
¿por qué tan pocos se emancipan
y su ser b-boy no hipotecan?

Viene a ser el resultado
una escena sin memoria;
gobernada por la moda
y por el instinto gregario.
Sin noción de abecedario;
sin profeta ni rapsoda;
de popularidad transitoria;
sin trascendencia ni legado.

II
Se quedan con la espuma,
con la pompa, el ornamento.
Esos navíos los quemo
y voy tras lo que despunta.
Si se sabe, se pregunta;
si no, el silencio supremo
encierra el conocimiento
en una translúcida bruma.

El dinero no es indicio
de la madurez de las escenas;
tampoco lo es la necia
propaganda de pininos.
Mucho menos muebles finos
o un volumen que se arrecia;
ni empresitas mecenas
y su generoso auspicio.

Figurar como achichincle
es putería, cosa baja.
Sugiero recoger el ancla
antes de que me retortije.
Antes de que un «te lo dije»
haga las veces de chancla
que deja cabizbaja
la ilusión de un escuincle.

Quieren que les dé techo,
tamalitos con atole;
quieren que la noche se moche
con cortesías para el cielo.
Quieren nepente con hielo;
el retumbar de un tololoche;
una herencia para su prole
libre de buitres al acecho...

Y esto a cambio de dos canciones:
una de amor y una de calle;
de guiños numerosos e inanes
a una audiencia que no oye;
a la que le dicen: «Quien apoye
a este mi acto y mis chalanes,
estará apoyando este debraye:
el hip-hop y sus legiones.»

Ser nuevo, joven imberbe,
no te hace «nueva escuela».
Ni aunque fumes yerba;
ni aunque algún pelele
la oreja te acaramele
diciendo que en ti observa
el futuro. Si no hay Escuela,
normal que el mundo se reserve.

Y tú, veterano, ser viejo
no te convierte en «vieja escuela».
Es en vano toda queja;
en especial si a contrapelo
y con resentido celo
exiges, y no se refleja
en tu trabajo ninguna secuela
de crecimiento añejo.

Por último: desesperante
cada que, como un capricho,
caen en un ego trip indistinto,
comodín, un cachivache.
¡Vaya infranqueable bache!
¡A punto de declararme extinto!
Quizá bastante ya se ha dicho
de que se ha dicho bastante.
fuente: musica.com

Letra añadida por: zyck

Menuda Coincidencia
Valora la calidad de la letra

Compartir 'Los Cirrostratos'

compartir en facebook
compartir en google plus
compartir en twitter
Enviar letra a un mail
Imprimir letra
ir a arriba