Disquito de musica.com

Septiembre

Oscar Criado

LETRA

La familia se reunió,
que la patria está de fiesta.
El alma sola contesta,
la guitarreada se armó.
Cerca del mar resonó,
a Sebastián fui a llamar.
Él tenía que escuchar,
la canción que ama tanto.
Es increíble que el canto,
a un joven haga cambiar.

Acá estoy, llegué justito,
cuando el sol ya se escondía.
Para entregar mi poesía,
en el derivar fortuito.
Por suerte estaba Arturito,
junto a su nueva señora.
Juanki que me dio la hora,
¿Cómo crecen estos pibes!
De lo sembrado recibes,
y su abrazo me mejora.

Linda noche, lindo día,
en la familia pensaba.
Por suerte nunca se acaba…
¿Qué pensaban que diría?
Alto del Carmen sería,
que no se acaba tampoco.
Por suerte no me equivoco,
disfruto amistad a pleno,
con el chanchito relleno,
que gritaba como loco.

La remolacha bendita,
de las semillas armadas.
Casi dos mil empanadas,
que prepara mi hermanita.
Yo que traje a mi viejita,
pues sin abuela no hay fiesta.
Por extraño que parezca,
recibo aquí tanto amor,
que me olvido del dolor,
y la décima es respuesta.

El campo es puro trabajo,
de papas, avena, y trigo.
La vida es mudo testigo,
y el cumpa no se distrajo.
Todos venimos de abajo,
para a algún lado llegar.
Además de trabajar,
mejorando el rendimiento,
hay que darse este momento,
para aprender a soñar.

Me recibió la Clarina,
con alegría sincera.
Valió la pena la espera,
y venir de la Argentina.
Por suerte no se termina,
el goce de cada día.
Siempre tendré la poesía,
del eterno derivar…
Buena excusa para estar.
¡Aguante la Lechería!

Las cuatro han dado y sereno,
es hora de la ordeñada.
Cupe y Juanki en la explanada,
son los dueños del estreno.
Alto del Carmen del bueno,
templa el alma, y corazón.
Para aquel que sin razón,
ve a la lluvia molestosa.
¿Cómo sería la cosa,
si no lloviera en La Unión?

Estuvo bueno el asado,
familia, amigos, ¡Qué dicha!
Mi cumpa tomando chicha,
y yo con le combinado.
Con Eliseo a mi lado,
no le temo a la carrera.
Se oyó mi cueca primera,
que ya es la cueca de todos.
La vida me dio los modos,
para ignorar la frontera.

Sigan soñando señores,
la vida es lo que nos pasa.
Cuando vuelvan a su casa,
traten de ser los mejores.
Eternos trabajadores,
de los sueños, el amor,
la familia, y el color,
especial de ese pincel,
que pinta sobre el papel,
este paisaje mejor.

Amigos siguen llegando,
los que no pueden faltar.
Se acercan a saludar,
y ver lo que está pasando.
Todo el mundo está tomando,
El ejemplo, ¿Qué pensaban?
Mientras los demás bailaban,
Me ha llegado algún mensaje.
Un segundo me distraje,
y los versos terminaban.

Gracias compadre, hermanita,
Son lo más, en mi camino.
Puro hueviar mi destino,
por suerte no se me quita.
Arturo,Cupe, Juankita,
el pescador del estero.
Ahora se volvió lechero.
De eso no he de tomar.
Cuete para festejar,
con su tío, el cuequero.